Covid-19 y seguridad alimentaria en ALC

El Banco Interamericano de Desarrollo (BID) ha publicado recientemente un documento sobre “Cómo la política comercial puede ayudar a evitar una crisis alimentaria ante la pandemia de Covid-19[1], el cual tiene como objetivo instar a que los gobiernos de la región implementen políticas que permitan garantizar la seguridad alimentaria, debido a los riesgos relacionados al impacto de la pandemia en la agricultura y los mercados mundiales de alimentos. Para ello, primero analizan las medidas de políticas relacionadas con el comercio de productos agrícolas y alimenticios durante la pandemia a nivel mundial, la vulnerabilidad de ALC a las disrupciones de las cadenas de suministro de alimentos, y la posición neta de las economías de la región en el comercio de alimentos. Luego, realizan una exposición a los riesgos a corto y mediano plazo, así como una evaluación del balance de riesgos para la región. Y finalmente, realizan algunas recomendaciones de medidas prioritarias de política comercial que contribuiría a facilitar el comercio y prevenir la disrupción de las cadenas logísticas de los alimentos.

 Riesgos para la seguridad alimentaria de ALC

Debido a la mayor densidad poblacional y, por lo tanto, al mayor riesgo de contacto de persona a persona, los segmentos intermedios y finales de las cadenas de suministro de los alimentos en las zonas urbanas son los que probablemente sufrirán en mayor medida la disrupción provocada por las medidas de confinamiento y distanciamiento social destinadas a contener la pandemia.

Los productos alimenticios más expuestos son los de mayor valor agregado, intensivos en mano de obra y perecederos.

Los importadores netos de ALC están expuestos a riesgos del lado de la oferta. Las restricciones a las importaciones impuestas por socios comerciales clave y las interrupciones de las cadenas de producción y logísticas pueden afectarlos de manera directa a corto plazo, mientras que una escalada de los precios de los alimentos los afectaría de manera indirecta. En el otro extremo, los exportadores netos están expuestos a riesgos del lado de la demanda. El aumento de los costos y de los obstáculos en las rutas comerciales los afectarán en el corto plazo. En el mediano plazo, el impacto dependerá de la dinámica de la demanda global y de los precios de exportación, determinados por la recesión mundial.

Medidas para garantizar la seguridad alimentaria en ALC

El BID plantea:

Corto plazo

  • Fomentar la cooperación entre las aduanas y las autoridades de control fronterizo para implementar un procedimiento de emergencia simplificado y expedito para el despacho de las mercancías críticas, prestando especial atención a los alimentos.
  • Considerar una suspensión del pago de aranceles (al menos temporalmente) para aquellos bienes críticos para la seguridad alimentaria como los alimentos básicos, los forrajes y los fertilizantes.
  • Implementar un proceso expedito de otorgamiento de licencias y tramitación de certificados relacionados con las normas sanitarias y fitosanitarias, con la finalidad de evitar que las reglamentaciones legítimas en materia de salud y seguridad obstaculicen el comercio de manera innecesaria.
  • Usar mecanismos de control no invasivos para acelerar el despacho de las mercancías, con canales específicos para los productos perecederos y que requieren cadena de frío.
  • Colaborar con importadores confiables y certificados, como los Operadores Económicos Autorizados, y con las empresas que habitualmente importan alimentos esenciales para facilitar el proceso de importación.
  • Mantener líneas de comunicación con los actores públicos y privados de la cadena logística para comunicar los nuevos procesos y ajustarlos de manera coordinada en función de la evolución de la emergencia.
  • Sentar las bases de sistemas de gestión coordinada de fronteras en la región, para salir de la crisis con una infraestructura comercial más eficiente.

Post Covid-19

Una vez pasada la crisis ocasionada por la pandemia, la región debe implementar una estrategia integral, desarrollada sobre la base del progreso técnico, la competitividad comercial, el respeto por el medioambiente, la diversificación de los mercados, la diferenciación de los productos y la mejora de la calidad.


[1] BID (2020). Cómo la política comercial puede ayudar a evitar una crisis alimentaria ante la pandemia de Covid-19. Sector de Integración y Comercio. Resumen de Políticas N° IDB-PB-337. Disponible en: https://publications.iadb.org/es/como-la-politica-comercial-puede-ayudar-evitar-una-crisis-alimentaria-ante-la-pandemia-de-covid-19

Foto: Unicef

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *